Borraja

La borraja es una planta muy conocida en la medicina popular. Sin embargo, no carece de contraindicaciones y efectos secundarios. Tratamos de conocerlo mejor, de usarlo de la manera más apropiada.

La borraja es un conocido remedio natural contra pequeños problemas en los bronquios y la garganta y es un valioso aliado para las mujeres, ya que ayuda a combatir los trastornos relacionados con el ciclo menstrual.

Las propiedades de la borraja

La borraja tiene excelentes propiedades expectorantes, antipiréticas y estimulantes del sistema inmunológico. También es útil en la prevención cardiovascular, es un aliado del sistema hormonal femenino y, especialmente usado en forma de aceite, tiene efectos beneficiosos sobre la piel, lo que lo convierte en un excelente aliado para la belleza de la piel. Veamos más de cerca todas las propiedades de la borraja.

La borraja: una valiosa ayuda en el síndrome premenstrual

El aceite de borraja es muy rico en hormonas vegetales y, gracias a sus propiedades, ayuda a mitigar los trastornos asociados al período premenstrual y menstrual; se utiliza en fitoterapia contra las irregularidades del ciclo menstrual, la dismenorrea, la amenorrea y los quistes de ovario. También se utiliza contra los trastornos relacionados con la menopausia.

Borraja contra la tos y el dolor de garganta

La infusión y la decocción de flores de borraja son conocidos como remedios populares contra la tos seca y la tos con grasa. Sin embargo, hay que tener cuidado con los posibles efectos secundarios que se describen a continuación. Hacer gárgaras con la infusión de hojas de borraja es un remedio de la abuela contra la inflamación de la cavidad oral.

La borraja para la belleza de la piel

El aceite de borraja, gracias a su composición, ayuda a combatir el acné y otras enfermedades de la piel, como el eccema y la dermatitis atópica. Tiene propiedades seborreguladoras y, por lo tanto, está indicado tanto en el caso de pieles grasas como de pieles secas; debido a la presencia de antioxidantes se considera un remedio antiarrugas válido.

Otros beneficios de la borraja

La borraja es reconocida por sus cualidades antipiréticas y sudorosas. En la antigüedad, la borraja se consideraba un remedio para combatir la melancolía, de hecho, todavía se le atribuyen propiedades antidepresivas, que no están probadas. Las semillas de borraja son ricas en ácidos grasos poliinsaturados, por lo que se consideran útiles para la prevención cardiovascular.

Cómo usar la borraja

Las hojas y flores de la borraja se utilizan tanto para la preparación de tés de hierbas como para fines alimenticios. Algunas partes de la planta también se comen crudas, en ensaladas, pero en la mayoría de las recetas tradicionales, la borraja se come cocida.

La utilización de las hojas y flores de borraja como remedio popular y con fines alimentarios es hoy en día bastante controvertida, tanto porque no hay suficientes pruebas científicas sobre su eficacia terapéutica como por los posibles efectos hepatotóxicos de la planta; según algunas hipótesis, podría incluso ser cancerígena.

Sin embargo, la cocción ayuda a reducir (no a eliminar) las sustancias potencialmente tóxicas que contiene la planta. De las semillas de borraja se extrae un aceite con mil propiedades, utilizado con fines terapéuticos; este producto, a diferencia de las hojas y flores de borraja, no está reconocido como tóxico o cancerígeno. El aceite de borraja se utiliza tanto para uso externo como interno.

Información botánica

La borraja, nombre botánico Borago officinalis, pertenece a la familia de las Boragináceas y es una planta típicamente mediterránea. Se caracteriza por la presencia de cinco flores de pétalos azules; se desarrolla hasta los 800-1.000 metros de altitud.

Contraindicaciones y efectos secundarios de la borraja

Los pétalos y las hojas de la borraja contienen, en cantidades aún desconocidas, alcaloides pirrolizidínicos, sustancias con un cierto grado de toxicidad; por consiguiente, debe limitarse la ingestión de infusiones y decocciones, aunque sería aconsejable no comer flores crudas y hojas pequeñas. Los tés de hierbas y las infusiones a base de borraja están contraindicados durante el embarazo y la lactancia. El aceite de semillas de borraja se considera un producto seguro; sin embargo, está contraindicado en pacientes con hemofilia o en la terapia con anticoagulantes, ya que tiende a diluir la sangre.